Las cámaras CCTV (Circuito Cerrado de Televisión) son cámaras que necesitan estar conectadas a un grabador DVR o monitor de video para poder formar un sistema analógico de videovigilancia, ya que no son capaces de codificar las imágenes por sí mismas. Esta conexión se hace por medio de cables coaxiales, Ethernet o de par trenzado. Se denomina “Circuito Cerrado de Televisión” porque todos sus componentes están conectados entre sí.

Son perfectas para vigilar varios espacios al mismo tiempo, ya que desde la sala de monitores se pueden visualizar y controlar varias cámaras a la vez situadas en distintos lugares.

Mostrando todos los resultados (6)

0

Start typing and press Enter to search

0

Your Cart